Timber by EMSIEN-3 LTD
Destacadas

0 16

Tener muchas reuniones de trabajo puede ser agotador y puede disminuir tu productividad de una forma que solo te hará procrastinar las tareas que debas hacer.

Saber cuándo rechazar esa invitación a la reunión de Google Calendar


Enfatizar que estás ocupado puede ser un método eficaz. Aunque algunas reuniones son cruciales para asistir, hay momentos en que no son lo más importante que tienes por hacer – y, de hecho, podrían evitar que obtengas el trabajo que tu jefe o tú como propietario de tu empresa, deseas.  Cuando se trata de escoger y elegir prioridades, el mejor consejo es ser transparente y honesto, ya que las pequeñas mentiras blancas no durarán mucho tiempo en una oficina llena de personas en el mismo equipo.

“Sea honesto y diga, ” Desafortunadamente, estoy dedicando cada momento que tengo a una tarea que debo tener lista en dos” Por favor manténgame informado si hay alguna manera en la que pueda ser de ayuda más adelante esta semana “, escribe la escritora y editora independiente Sarah McCord, que cubre carreras, escribe en The Muse.

Aparte 2-4 horas donde nadie pueda alejarlo de su trabajo

Marta Turek, Directora Asociada de Programas de Marketing Digital de la agencia de marketing digital ROI DNA, dice que la solución es programar menos reuniones que importan más y conocer sus propios patrones lo suficientemente bien como para saber a qué hora del día hace su mejor trabajo. No programar reuniones en el medio de ese tiempo.

“Crea bloques de tiempo en tu calendario dedicados a tu trabajo, e indica en el título que esta vez está bloqueada para tareas específicas y enfocadas. Indique en qué proyecto va a trabajar y solicite que no se realicen reuniones en ese momento “, escribe en Moz. Turek, cuya conferencia “Demasiado ocupado para hacer un buen trabajo” en MozCon 2015 estableció “21 hábitos diarios para dominar para aumentar la productividad”, anima a las personas a “bloquear 2-4 horas todos los días en su calendario para el trabajo ininterrumpido”. Los madrugadores podrían estar mejor haciendo su mejor trabajo, ininterrumpido, por las mañanas, mientras que los noctámbulos podrían hacer mejor a través de las tareas hacia el final del día.

Programe todas sus reuniones el mismo día

Esto puede o no funcionar para usted, dependiendo de su nivel de experticia.

“Deje de tomar reuniones durante la semana: Lunes a las 2 pm, Miércoles a las 11 am, Viernes a las 4 pm, etc. En lugar de eso, reserve un solo día para las reuniones”, escribe Jason Shah, fundador y CEO de la plataforma de colaboración Do . “La mayoría de los líderes encuentran que a mediados de semana es deseable, ya que rompe su semana de trabajo. El lunes es un buen momento para planear y prepararse, y el viernes es un buen momento para repasar y reflexionar “, continúa Shah. “Los martes, miércoles o jueves son días ideales para participar en reuniones, dependiendo de lo que funcione mejor para usted. Cuando sólo toma reuniones una vez por semana, tendrá períodos más largos de tiempo ininterrumpido para concentrarse en tareas de mayor valor “.

Mantener reuniones de pie(pueden llegar a ser más cortas)

 Carson Tate, fundadora de la firma de consultoría de administración Working Simply, escribe sobre cómo un cliente ejecutivo senior en una gran empresa tenía días que estaban tan llenos, que sus empleados comenzaron a “seguirla al baño, archivar carpetas en la mano para obtener respuestas a sus muchas preguntas “en el New York Times. ¿Puedes imaginar? No sólo se invadió el espacio personal de este ejecutivo, sino que también fue una señal importante de que había tenido tanto que sus empleados tenían problemas para llegar a ella. Tate incluye más tarde consejos para gestionar reuniones, incluyendo este truco. “Para las reuniones en persona, considere exigir que todos se levanten. Esto es muy efectivo, porque la fatiga en las piernas pronto se pone en marcha y todo el mundo tiene un incentivo para mantener la reunión corto “, escribe Tate.

tomado y adaptado de https://www.theladders.com/p/27454/get-work-done-meetings

La creación de una gran marca personal podría ser exactamente lo que necesitas para salir al mercado y ser esa persona con la que todos quisieran relacionarse o tener en sus empresas.

¿Qué es una marca personal? La creación de tu propia marca personal es una manera de comercializarte a ti mismo y tu carrera. Piensa en cómo una compañía crea un logotipo, un nombre, y un lema para su producto. Estos son todos parte de su marca, técnicas creadas para hacerte recordar quiénes son. Tu podrías hacer eso para ti y ayudar a construir una carrera sólida a lo largo del tiempo.

 

¿Por qué eres diferente?

Cuando creas tu marca, debes mostrar lo que te hace diferente de todos los demás. Una vez lo sepas, necesitas mostrarlo. Esto es lo que te ayudará a conseguir ese trabajo sobre el próximo candidato. Si no estás muy seguro de lo que te hace diferente, hay algunas cosas en las que puedes reflexionar. Echa un vistazo a tus fortalezas y pasiones. ¿Qué tipo de trabajo estás más dispuesto y feliz de hacer? Si dejas tu trabajo actual, ¿de qué se perdería la empresa?

Construye tu presencia en línea.

Probablemente  ya tienes presencia en línea, en las redes sociales y demás. Ahora es el momento de utilizar estas herramientas y sacar ventaja de ellas. Debes asegurar que tu  sitio web personal está configurado para mostrar los logros de tu carrera. Tu curriculum vitae debe estar incluido, así como una breve introducción de ti. Debe haber un enlace a tu portafolio, si es necesario para tu empresa también. También debería haber un enlace a otros sitios de redes sociales en los que te encuentres, incluido LinkedIn. No es necesario que empieces con un sitio elaborado.Puedes crear un sitio web pequeño, de dos o tres páginas en cuestión de horas.

Date a conocer.

Comienza a participar en discusiones en línea que sean relevantes para tu  industria. Una manera fácil de hacerlo es a través de los grupos de LinkedIn. Dar asesoramiento y experiencia pertinentes de una forma correcta. Habla sobre lo que estás haciendo actualmente en tu carrera y cómo estás buscando mejorar. Ir a eventos donde puedas hacer networking y hacer lo mismo. Para dar un paso más allá, si puedes obtener un espacio para hablar  en un evento de networking, hazlo. Si no eres bueno hablando en público, tómate el tiempo para practicar delante de amigos y familiares. Cuanto más hables en público, mejor lo harás con el pasar del tiempo.

Haz conexiones.

Durante los espacios de networking a los que asistas,  debes construir una lista de contactos. Escoge un par de estas conexiones que crees que serán las más beneficiosas tanto como para ellos como para ti y pasa algún tiempo construyéndolas y formando parte de su círculo. Síguelos en redes sociales y  haz comentarios en sus publicaciones. Con el tiempo, pueden ayudarte a llevar tu marca al siguiente nivel.

Crea metas.

No tiene sentido crear tu marca personal si no sabes lo que quieres sacar de ella. Este debe ser tu primer paso en el proceso. Una vez que sepas lo que quieres, entonces puedes adaptar tu marca para crear una imagen que te llevará allí. ¿Quieres encontrar un trabajo mejor remunerado? ¿Quieres cambiar de carrera? ¿Hay una empresa ideal para la que quieres trabajar? Una vez que hayas decidido esto, necesitas establecer una línea de tiempo. ¿Cuánto tiempo te estás dando para alcanzar este objetivo? Puedes decidir que será en unos meses, un año, o incluso un par de años. La creación de un plan de acción te ayudará a lograr las cosas que deseas hacer.

 

Tomado y adaptado de https://www.theladders.com/p/1242/how-to-build-your-personal-brand

Cómo los líderes conectan

slider4En el siguiente artículo original del Dr. Srini Pillay, publicado en Harvard Business Review, el especialista aborda tres elementos fundamentales para que un líder conecte con su equipo o audiencia: presencia, integridad y resonancia.

“Research shows that in leaderless groups, leaders emerge by quickly synchronizing their brain waves with followers through high quality conversations. Simply put, synchrony is a neural process where the frequency and scale of brain waves of people become in sync. Verbal communication plays a large role in synchronization, especially between leaders and followers. Synchrony between leaders and followers leads to mutual understanding, cooperation, coordinated execution of tasks, and collective creativity.

On the surface, brain synchrony seems easy to understand. It simply implies that people are literally on the same wavelength. Yet, at a deeper level, interpersonal synchrony involves much more. Dr. Daniel Siegel explains that “presence”, “wholeness”, and “resonance” are at the core of the ability to develop synchrony. Recent advances in brain science can help leaders learn to synchronize with followers on these deeper levels:

Motivation to synchronize matters (Presence): Communicators who synchronize easily are motivated to do so. When they do, people who benefit from this motivation recognize the synchrony and feel more connected. Multiple brain regions are activated in them. Regions involved in social understanding activate, helping them feel understood. And regions involved in the expansion of one’s sense of self to include the other are also activated, thereby enhancing the connection.

Being “present” starts with consciously deciding to synchronize. You then take the time to understand what other people are feeling, and you walk in their shoes to understand their points of view. You do this mindfully, simply observing the feelings in yourself and the other without being judgmental. When you do this, your brain is more likely to synchronize with theirs.

Deep self-connection enhances synchrony (“Wholeness”): Warren Bennis wrote, “Becoming a leader is synonymous with becoming yourself. It’s precisely that simple, and it’s also that difficult.” On the surface, this definition seems to ignore the “other”. Some may even think of it as selfish. Yet, we can activate the best in others when we activate the best in ourselves.

One way to increase interpersonal synchrony is through a technique called “reverie”. With this technique, leaders set aside time for rambling self-reflection in the presence of followers—not well sculpted thoughts, ideas and strategies, but more sincere, emergent ideas. Counter-intuitively, this increases the interpersonal connection. Called intersubjectivity, leaders and followers become more connected and synchronous. This happens because a brain region called the mirror neuron system (MNS) activates—indicating automatic resonance with the other person. Also, the default mode network (DMN) activates, causing the mental state of the other to be represented in the leader. Think of these as the “feeling for” and “feeling like” networks of empathy. Intersubjectivity integrates both.

Leaders can also achieve this sense of “wholeness” in a subtly different state called mind wandering. In contrast to mindfulness, when leaders set aside time to engage in relaxing tasks not central to the main mission of the organization, their brain’s DMN is also activated. Group walks, card games or knitting are examples of such activities. When the DMN is activated, memories from the past integrate with the present to construct a vision of the future. This makes leaders feel more “whole”. In addition, leaders will be better able to walk in the follower’s shoes.

The body-mind connection (“Resonance”): Actual physical synchrony to music makes people like each other more, remember each other better, and also trust each other more. In fact, even as early as 14 months of age, children who are bounced in synchrony with an adult are more altruistic-they pick up objects that adults have dropped and give them back. One way that organizations can take advantage of this principle is to organize workshops with musical experiences where people move to the music together.

Thus the motivation to synchronize mindfully, coupled with feeling what followers feel, walking in their shoes, conversing in reverie states, mind-wandering, and actual physical synchronization, all enhance the synchrony between leaders and followers. When designing an offsite meeting, these activities can be creatively included and practiced with a view to finding a context for them in day-to-day work.”

Artículo del Dr. Srini Pillay publicado en Harvard Business Review 31 marzo 2016

0 698
La Universidad Central, en Bogotá, Colombia, ofrece carreras, posgrados y educación continua, reconocida por sus actividades investigativas y culturales.

La comunicación empresarial ya no se da en un solo sentido. Hoy día es OBLIGATORIO para las empresas ESTAR en la conversación, hablar CON sus audiencias (no A ellas) y desarrollar CREDIBILIDAD.

Nuestra experiencia crea los mensajes efectivos para mantener y aumentar el valor de su marca (comunicaciones estratégicas) y desarrolla vínculos positivos con las audiencias clave de la organización (relaciones públicas).

Relaciones con medios

Relaciones institucionales

Responsabilidad Social Corporativa

Comunicaciones internas

Reputación de marca

Manejo de crisis